Cómo evitar la caída de cabello

Chico con pelo en la mano

A la vuelta de vacaciones siempre nos saltan las alarmas con nuestro cabello: empiezan a aparecer en nuestro cepillo, en la ducha... y notamos que perdemos volumen y densidad capilar. Bien, es en cierto que con el cambio de estación se produzca caída del cabello, pero siempre podemos anticiparnos a ello teniendo en cuenta estos consejos:

  • Durante el verano, igual que aplicas un protector solar para tu rostro y tu cuerpo, tu cabello también necesita de cuidados especiales. Busca en tu farmacia productos capilares solares que te ayuden a preservar la queratina, y que eviten que se produzcan cambios de coloración, (si tienes el cabello teñido), y sequedad extrema cuando te expongas al sol. Hay gran variedad de texturas y presentaciones adecuadas a cada tipo de cabello.
  • Después de tus días en el mar o en la piscina, limpia tu cuero cabelludo y tu cabello con champús que te ayuden a retirar el cloro y el salitre depositado.  Además busca que tengan efecto nutritivo, para compensar la desecación que se produce en tu pelo por los rayos solares. Una mascarilla que contenga manteca de karité, Jojoba o similar, te vendrá genial para aplicar una o dos veces por semana de medios a puntas.
  • Ojo con las silicionas: Los champús que contienen este tipo de ingrediente dejan un acabado espectacular, mucho brillo, luminosidad, alisado inmediato… pero su acumulación en el cuero cabelludo favorecerá que nuestro folículo se ahogue, y nuestro cabello crezca más débil y fino. Y finalmente terminará cayéndose. Mira en la etiqueta de tu champú, quizá no esté beneficiándote tanto como piensas.
  • Es importante saber que no es cierto que se nos caiga más el pelo si lo lavamos frecuentemente. Debes lavártelo tantas veces a la semana como necesites para que esté sano. Si retrasas los lavados, y dejas la suciedad y la grasa acumulada, estarás obstruyendo el folículo y perjudicando a tu cabello.
  • Lo que se nos ensucia es el cuero cabelludo, no el cabello. Debemos aplicar y masajear el champú en nuestro cuero cabelludo, y realizar una o dos jabonadas. Al aclararlo, peinaremos con los dedos el cabello y lo llevaremos hasta las puntas, pero sin “frotar”. Esto provoca que nuestro cabello se rompa y se encrespe.
  • Si normalmente notas más caída de cabello en cambios de estación, te aconsejo que preguntes a tu farmacéutico acerca de algún complemento vitamínico específico para la caída, y comiences a tomártelo unos meses antes. Acompáñalo con una dieta sana y equilibrada. Puedes leer nuestro artículo “Cómo conseguir un cabello sano” para ampliar más información.
  • Las lociones y ampollas anticaída siempre son una buena opción para ayudar a frenar este problema. Aportarán directamente a tu cabello los nutrientes que necesita para que crezca más fuerte y vigoroso. En la farmacia pueden aconsejarte cuál es la mejor para prevenir la caída capilar en función de tus gustos y tus necesidades.

 

Recuerda, el uso de productos respetuosos con nuestro cabello y una adecuada utilización de éstos, además de una alimentación equilibrada serán la clave para que tu cabello luzca sano y fuerte.  Recurre siempre a profesionales si notas una caída más llamativa de tu cabello.

 

Para un consejo más personalizado, no dudes en contactar con tu farmacéutico Alphega Farmacia.